Limpieza de protectores dentales

Los protectores dentales o férulas de descarga son un complemento muy práctico de cara a la salud de nuestros dientes. Ya hemos hablado sobre las férulas de descarga pero la limpieza de los protectores dentales merece una mención especial.

Estos protectores se suelen usar por la noche para evitar el bruxismo o rechinar de dientes y por la mañana tienen que limpiarse después de pasar toda la noche en la boca.

La limpieza más elemental es mediante un chorro de agua, eliminando la saliva que se haya quedado en el aparato. No obstante es muy recomendable hacer una limpieza más eficaz usando pasta de dientes, dando un cepillado a la férula de descarga, prestando especial atención a la parte interior de la misma, que es la que queda más sucia.

De todos modos es muy recomendable dar una limpieza más severa, al menos una vez a la semana. No hay que olvidar que la férula estará en la boca del sujeto muchas horas al día y hay que evitar la acumulación de bacterias, virus u otros agentes patógenos que se podrían trasladar en la férula de descarga.

Ferula de descarga

Para la limpieza de los protectores dentales son muy recomendables las pastillas de oxígeno activo. Estas pastillas suelen venderse para la limpieza de prótesis dentales – dentaduras postizas – pero también son idóneas para las férulas de descarga.

Estas pastillas de limpieza son efervescentes y vienen en un envase individual para una mayor protección.

Las pastillas se vierten sobre un vaso con agua. Luego se deja la férula en dicho vaso, durante algunos minutos. Terminada la limpieza se deben enjuagar con agua.

Tras la limpieza de la férula de descarga con oxígeno activo se nota mucho más fresca y la sensación de higiene y limpieza muestra hasta qué punto es necesaria la limpieza de los protectores dentales que se usan durante la noche.